Lasala Plaza, el nuevo art-hotel de Donostia-San Sebastián

Con un 90% de ocupación, y una estimación de superar las 7.500 personas alojadas hasta final de este año, el Lasala Plaza Hotel rinde homenaje a la cultura donostiarra con varios encantos como una de las mejores terrazas sobre el mar en la que podremos disfrutar de una panorámica 360º de la ciudad. Además, Lasala Plaza Hotel, que abrió sus puertas el pasado 6 de julio, posee también un original espacio gastronómico.

Arte y cultura vasca en las seis plantas del edificio

Gracias a la colaboración con seis entidades culturales de la ciudad, como la Factoría Marítima Vasca Albaola, el Aquarium, el Museo Romano Oiasso, el Museo Naval, el Castillo de la Mota y el Museo San Telmo, en cada planta de Lasala Plaza Hotel se exponen fotos, fototipias, grabados, esculturas y demás piezas artísticas. El objetivo es que el viajero se sumerja en la cultura de la ciudad: el mar, su puerto pesquero, las calles en las que se mezcla la gente de siempre, el arte, y su historia.

Lasala Plaza, el nuevo art-hotel de Donostia-San Sebastián

Elegante estilo clásico francés

Lasala Plaza Hotel está dotado de un estilo clásico francés renovado; elegante, atractivo y confortable. Sus 58 habitaciones mantienen vivo el ambiente de la ciudad de finales del siglo XIX, que transportan a la época en la que la ciudad era uno de los destinos de moda entre la realeza y los viajeros de la alta sociedad.

La Jarana, una experiencia gastronómica de la mano del reconocido chef Ander González

Ubicado en un emplazamiento privilegiado en la confluencia del puerto pesquero, la bahía y el casco antiguo, este hotel de cuatro estrellas cuenta además con el restaurante La Jarana, donde el viajero tendrá la oportunidad de vivir una experiencia gastronómica propia de la Donostia-San Sebastián más auténtica bajo la batuta del reconocido chef Ander González.

De su mano. La Jarana Taberna ofrece a sus comensales un viaje a la base y arraigo de la cocina clásica de San Sebastián con un toque actual y vanguardista, pero respetando la temporalidad y el producto local.

El espacio, que cuenta con dos zonas, una de ‘picoteo’ y otra de mesas, y con capacidad para atender a alrededor de 80 personas, tiene como uno de sus principales objetivos es crear un punto de encuentro donde el viajero pueda disfrutar y mezclarse con la gente local. Además, en un ambiente distendido, sus clientes podrán disfrutar de las mejores vistas sobre el puerto, gracias a sus enormes ventanales y a su inmejorable ubicación.

Lasala Plaza, el nuevo art-hotel de Donostia-San Sebastián

Uno de los aspectos más llamativos de este nuevo espacio es su nombre, que recupera la denominación del antiguo barrio del puerto, cuna de arrantzales y remeros durante siglos, y que apela al carácter abierto e integrador tanto del propio muelle como de la ciudad donostiarra. Además, el término “taberna” también busca aludir a estas raíces tradicionales y a un espíritu afable, acogedor y accesible. Tanto clientes hospedados en el hotel como externos, pueden disfrutar de una carta variada, con dos menús: uno de barra, con pintxos fríos, calientes y raciones, y otro para su zona de mesas con una carta más amplia.

Como afirma el propio Ander González, “yo soy donostiarra y quiero que cualquiera pueda sentirse cómodo en ‘La Jarana Taberna’, con los productos y la forma de cocinar que los donostiarras hemos conocido desde que éramos pequeños. Queremos hacer una cocina para todos, turistas y locales, en la que sobresaldrán recetas clásicas como los callos de la amona y en la que nunca faltará el mejor pescado”.

Más información | Lasala Plaza Hotel

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: